APÚNTATE PARA EL VIAJE

Al expresarse así, claramente dieron a entender que andaban en busca de una patria. Si hubieran estado pensando en aquella patria de donde habían emigrado, habrían tenido oportunidad de regresar a ella.” (Hebreos 11.14–15, NVI)

¿Cuánto pagarías por un viaje en tren? No obstante, si quieres viajar en Shiki-shima, el tren más lujoso en Japón, deberías tener una buena cuenta bancaria, con un buen saldo de dinero para poder subirte a uno de sus vagones.

El tren Shiki-shimaLa empresa que administra estos trenes de lujo, es la East Japan Railway Company, cuyos pasajes cuestan entre US$2.860 y US$10.000.[1] A ese precio añádele los costos de viaje desde tu país de origen, si es que no vives en ese país asiático. ¡Realmente caro y fuera del alcance de la gente sencilla como tú o yo.

El nombre en español de Shiki-shima, significa “isla de las cuatro estaciones”, en referencia a los marcados cambios estacionales del archipiélago nipón. Asimismo, el ferrocarril, con capacidad para 34 pasajeros (o 17 parejas) hizo su trayecto inaugural el 1 de mayo, y la demanda ha sido tan alta que ya se han agotado los billetes (hasta marzo de 2018). ¡Definitivamente hay gente que tiene dinero de sobra u otros que van a trabajar muchas horas extras para poder pasear en esos trenes!

¿Qué ofrece este tren que lo hace merecedor de un precio de viaje tan alto? El tren hace trayectos desde Tokio hasta la isla de Hokkaido y puedes dormir a bordo entre una y tres noches. Además, cuenta con 10 vagones: dos de observación (en los extremos, con vistas más amplias), cinco dormitorios (suites) de dos pisos, una sala de estar, un comedor y una suite de lujo. Los conocedores dicen que más que un tren, el Shiki-shima es un hotel Interior del trende lujo en movimiento.

Asimismo, a aparte de la comida preparada por chefs de renombre y las bebidas más exóticas que puedes pedir, el tren cuenta con una amplia sala de estar cuyas paredes de diseño “evocan la imagen de un tranquilo bosque” y en las que se pueden apreciar “toques de varias técnicas artísticas que han formado parte de la cultura japonesa oriental por generaciones”. Los viajeros pueden elegir entre compartimentos suite o superior. Cada uno de ellos tiene su propia ducha, fabricada con madera aromática de ciprés japonés.[2]

Definitivamente, es un tren muy lujoso. Y aunque parezca que estoy haciendo propaganda a este tren, la verdad es que quiero recordarte que ni ese tren con todas las comodidades que el ser humano puede otorgar, ni cualquier otro en alguna parte del mundo, te puede dar el mejor viaje que en breve tú y yo podemos hacer. Y el costo es 0.

¡Sí!, en breve cuando Cristo retorne a la Tierra (Mateo 24.27), y sucedan hechos asombrosos, como la resurrección de los muertos (1 Tesalonicenses 4.15,16), y la transformación de los justos (1 Corintios 15.50-55), los salvos empezarán a vivir una nueva era de paz y prosperidad. Pero antes que nos asentemos sobre una Tierra renovada (Apocalipsis 21.1,2), y cada ser humano empiece su vida de crecimiento y esfuerzo continuo en compañía de su Creador (1 Tesalonicenses 4.17), hay un viaje especial e inigualable que no durará ni tres días, ni siquiera un mes, sino mil años (Apocalipsis 20.1-6). En ese trayecto, podremos observar cosas inimaginables, sin comparación con alguna cosa terrestre (1 Corintios 2.9). ¿Te imaginas pisando nuevos planetas, observando otras formas de vida y paisajes extraordinarios, o bañándote en cristalinos ríos o mansos mares, quizás al compás de delfines y peces de colores? ¿Te imaginas unos días en la casa de nuestros hermanos de otros mundos, quizás fuera de la Vía Láctea y que te cuenten lo que es vivir sin odios, amarguras, lágrimas ni muerte? ¡Extraordinario!

tierra nueva 1No obstante, poder narrar cosas que nadie ha visto, es sumamente difícil y temerario, con razón Elena de White escribe sobre lo que veremos cuando Cristo retorne y empecemos todo de nuevo: “El lenguaje humano es inadecuado para describir la recompensa de los justos. Sólo podrá ser conocida por los que la contemplen. Ninguna mente finita puede comprender la gloria del paraíso de Dios… En la Biblia a la heredad de los salvados se la llama patria. Allí el gran Pastor conduce a su rebaño a fuentes de aguas vivas. El árbol de vida da su fruto cada mes, y las hojas del árbol son para la sanidad de las naciones. Hay ríos de aguas corrientes, claras como el cristal, y en sus márgenes los árboles que siempre se mecen proyectan su sombra sobre los senderos preparados para los redimidos del Señor. Allí las amplias planicies desembocan en colinas hermosas, y las montañas de Dios yerguen sus elevados picos. En esas pacíficas planicies, junto a las corrientes vivas, el pueblo de Dios, por tanto tiempo peregrino y errante, encontrará un hogar”.[3]

tierra nueva 2Mi apreciado(a) compañero(a) de fe, anhelemos subirnos al tren de la salvación y empezar el viaje inaugural de una nueva era en paz y superación diaria. El costo, como te dije es 0, pero no significa que no cuesta, sino que el precio que es sumamente caro, impagable por cualquier mortal, Cristo lo pagó en la cruz del Calvario. Lo único que tienes que hacer es asegurar tu nombre en la lista de pasajeros, y esto se hace aceptando a Cristo como Salvador personal y viviendo una vida cómo a Él le agrada, registrada en su Palabra. Cuando lo aceptemos y consintamos vivir haciendo su voluntad, entonces tendremos la mente de millones de justos que ya descansan esperando su liberación, quienes “claramente dieron a entender que andaban en busca de una patria. Si hubieran estado pensando en aquella patria de donde habían emigrado, habrían tenido oportunidad de regresar a ella. Antes bien, anhelaban una patria mejor, es decir, la celestial. Por lo tanto, Dios no se avergonzó de ser llamado su Dios, y les preparó una ciudad”.[4]

Mi familia y yo, estamos en la lista, y esperamos no perder nuestros asientos… ¿cómo vas tú?

Pr. Joe Saavedra

Desde mi rincón de poder… un poquito antes del retorno de Jesús…

Ubícame en mi web site: www.poder1844.com o en el Facebook: http://www.facebook.com/poder1844, o en Twitter: https://twitter.com/joesaa (@joesaa)

 

____________________________________________________________

[1]http://www.bbc.com/mundo/noticias-39793126

[2]Ibid.

[3]Historia de la Redención,  450-51)

[4]Hebreos 11.14-16

Anuncios

DÍAS DIFÍCILES

“Ahora bien, ten en cuenta que en los últimos días vendrán tiempos difíciles” (2 Timoteo 3.1, NVI).

dias 2Levanta la mirada, observa en todas las direcciones y te percatarás que la humanidad vive momentos muy difíciles, sin soluciones en el horizonte, aunque algún solitario optimista diga lo contrario. Hambre, guerras absurdas, enfermedades incontrolables, exterminio de especies y bosques, contaminación ambiental, explosión demográfica incontrolable, sufrimiento en su máxima expresión, dolor sin alternativas, maldad e inmoralidad que dejan sin palabras, son algunos ejemplos de la alacena donde se guardan los ingrediente para el menú diario de comentarios y portadas en las noticias mundiales tanto escrita, radial, televisada o digital, confirmando lo que Jesús ya había predicho unos dos mil años atrás: “Ustedes oirán de guerras y de rumores de guerras, pero procuren no alarmarse. Es necesario que eso suceda, pero no será todavía el fin. Se levantará nación contra nación, y reino contra reino. Habrá hambres y terremotos por todas partes. Todo esto será apenas el comienzo de los dolores… Habrá tanta maldad que el amor de muchos se enfriará”.[1]

Es tan real todo el caos y el futuro incierto en el cual se ha sumido el mundo que las noticias y los comentarios sobre las desgracias diarias son tan comunes, pero nadie habla de fe y de esperanza, porque simplemente no la tienen y esperan resignados el desenlace fatal. Todos saben que el final del mundo se acerca, pero nadie puede hacer nada porque no tiene ninguna salida.

Es tan real la desesperanza en referencia al futuro del mundo, que hasta los videos juegos con mayor éxito en el mundo thelastofus2tienen que ver son esa realidad, la de un mundo totalmente desquiciado, a merced de las enfermedades y las acciones enfermas de sus habitantes. Por ejemplo The Last of Us y The Walking Dead son dos de los videojuegos donde ambos tienen en común a un mundo desolador.

“En la trama del primero, una mutación del hongo Cordyceps que ataca principalmente a insectos (y reemplaza su tejido con un hongo) infecta a humanos borrando así a una gran parte de la población. Los sobrevivientes viven con la infección, atacando a otros humanos, o son parte de un puñado de áreas de cuarentena controladas por el ejército. Joel y Ellie, los protagonistas del juego, tienen que salir de esta zona y así nos llevan por un camino de desesperanza en donde lo mejor que puede pasarles es no encontrarse con otros humanos”.[2] El segundo, “The Walking Dead, sigue la historia del famoso cómic y posterior serie de televisión en la que un virus infecta a la humanidad y convierte a los muertos en zombis, borrando en el camino a la mayoría de la población del planeta”.[3]

Aunque ambas historias salen de mentes ingeniosas, llenas de filosofías anti bíblicas, no dejan de exhibir un mundo en el que la humanidad es presa de sus propias acciones, por experimentar en laboratorios, por desconfianza o por avaricia. Asimismo, el comentario de los expertos en videojuegos es generalizado, porque no ven solo unos juegos en alta definición y con buenos argumentos, sino una trama que podría ser una realidad en un futuro no muy lejano. Avizoran un mundo sin tecnología, sin reglas sociales, sin gobierno, sin agua, sin luz y con escasas provisiones será inevitablemente una humanidad manosque regrese a sus raíces, a los instintos básicos, a la lucha por sobrevivir. Y aunque predicen que la humanidad sucumbe en su apogeo y que un final catastrófico está cercano, como en los videojuegos, ellos piensan que la única alternativa de salvación recae en los seres humanos.

Sin embargo, muy a pesar que las predicciones sobre un final dramático son innegables, y que ya iniciamos el recorrido del camino difícil, la salvación no está en las manos del hombre, sino en las manos de Jesucristo. Tanto caos, dolor extremo y sufrimiento incontrolado que golpean a la humanidad, solo pueden ser interrumpidos, por algo más poderoso, el regreso de Jesús a esta tierra: “La señal del Hijo del hombre aparecerá en el cielo, y se angustiarán todas las razas de la tierra. Verán al Hijo del hombre venir sobre las nubes del cielo con poder y gran gloria. Y al sonido de la gran trompeta mandará a sus ángeles, y reunirán de los cuatro vientos a los elegidos, de un extremo al otro del cielo”.[4] ¡Sí, Cristo viene!, para acabar con los días difíciles, pero tengamos en cuenta que “el Señor no tarda en cumplir su promesa, según entienden algunos la tardanza. Más bien, él tiene paciencia con ustedes, porque no quiere que nadie perezca sino que todos se arrepientan”, además “el día del Señor vendrá como un ladrón. En aquel día los cielos desaparecerán con un estruendo espantoso, los elementos serán destruidos por el fuego, y la tierra, con todo lo que hay en ella, será quemada”.[5]

Mi amigo (a), en estos tiempos difíciles, “no debemos, pues, dormirnos como los demás, sino mantenernos alerta y en 0508062X2nuestro sano juicio. Los que duermen, de noche duermen, y los que se emborrachan, de noche se emborrachan. Nosotros que somos del día, por el contrario, estemos siempre en nuestro sano juicio, protegidos por la coraza de la fe y del amor, y por el casco de la esperanza de salvación; pues Dios no nos destinó a sufrir el castigo sino a recibir la salvación por medio de nuestro Señor Jesucristo”.[6] ¡Que así sea! /////.

joe  firma 3

Desde mi rincón de poder…y un poquito antes del retorno de Cristo…

Ubícame en la página web: www.poder1844.org, en el Facebook: http://www.facebook.com/poder1844, o en Twitter: https://twitter.com/joesaa (@joesaa)


[1] Mateo 24:6-8,12 NVI

[2] http://www.bbc.co.uk/mundo/blogs/2014/07/140716_blog_un_mundo_feliz_apocalipsis.shtml

[3] Ibid.

[4] Mateo 24.30,31 NVI

[5] 2 Pedro 3.9,10 NVI

[6] 1 Tesalonicenses 5.6-9 NVI

EPIDEMIAS

“Habrá grandes terremotos, hambre y epidemias por todas partes, cosas espantosas y grandes señales del cielo.” (Lucas 21.11, NVI)

ebolaEsta pregunta apertura un inquietante diálogo entre Jesús y sus discípulos: “—¿Cuándo sucederá eso, y cuál será la señal de tu venida y del fin del mundo?”.[1] Hoy nosotros, somos testigos privilegiados del cumplimiento de la respuesta de Jesús a esa pregunta. Dos mil años atrás, los discípulos solo escucharon una serie de acontecimientos que sucederían como anticipo al retorno inminente del Salvador, dos mil años después los acontecimientos se vuelven realidad.

Hoy el Ébola confirma que no hay inteligencia humana que pueda frenar el avance de enfermedades que someterán a la humanidad, de tal forma que el dolor y la angustia lleven a las personas a recordar que existe un Médico de médicos que tiene la vacuna para todas las enfermedades. Esta epidemia, por estos tiempos incurable, se propaga por un “virus de la familia Filoviridae, de morfología variable y que puede alcanzar grandes longitudes. Toma su nombre del río Ébola, en la República Democrática del Congo, donde fue identificado el primer brote. El virus se transmite de los animales salvajes a las personas, y también entre estas como resultado del contacto directo con la sangre, secreciones, órganos y cualquier otro fluido corporal, como el sudor y la saliva. Acciones tan cotidianas como dar la mano o compartir un vaso o los cubiertos son potencialmente contagiosas. Los murciélagos de la fruta de la familia Pteropodidae están considerados como el huésped natural del Ébola”.[2]

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha elevado este miércoles pasado “a 932 el número de personas fallecidas por el brote de Ébola en el África occidental, con 45 muertes confirmadas sólo entre los días 2 y 4 de agosto. En este periodo, se han ebola4registrado 108 nuevos casos. Por países, Guinea sigue siendo la zona más afectada, con 363 muertes. ebola4Liberia y Sierra Leona han registrado 282 y 286 muertes, respectivamente, mientras que en Nigeria la OMS ha confirmado un único fallecido. Pero el miedo a la epidemia del Ébola se ha extendido fuera de las fronteras de los países a los que más fuertemente ha azotado. “La inminente repatriación desde Liberia del sacerdote español Miguel Pajares, cuyo contagio se confirmó este martes, además de los dos estadounidenses, Kent Brantly y Nancy Writebol, que están siendo tratados en Estados Unidos, ha puesto a la comunidad internacional a trabajar para evitar la propagación de la enfermedad fuera de África occidental”. [3] Quizás la ciencia humana pueda frenar esta enfermedad, pero no va a frenar todas las epidemias que sacudirán la fragilidad humana y confirmarán que Cristo está a las puertas de este mundo.

No obstante, las enfermedades son una de las varias señales de las cuales tú y yo somos testigos, entonces esta exhortación es para nosotros: “Cuando comiencen a suceder estas cosas, cobren ánimo y levanten la cabeza, porque se acerca su redención”.[4] Todos estos acontecimientos serán tomados como pruebas para que ningún ser humano justifique su dejadez y rechazo a la invitación de Dios de prepararse y advertir a otros que el fin está cerca.

Mi compañero (a) de fe, todas las señales están anunciando la destrucción de las obras humanas que han pervertido el plan original de la creación de Dios y tendrán su punto límite en la aparición poderosa de Jesucristo. Por eso, el llamado del apóstol CRISTO VIENEPedro es para ti y para mí: “Ya que todo será destruido de esa manera, ¿no deberían vivir ustedes como Dios manda, siguiendo una conducta intachable y esperando ansiosamente la venida del día de Dios? Ese día los cielos serán destruidos por el fuego, y los elementos se derretirán con el calor de las llamas. Por eso, queridos hermanos, mientras esperan estos acontecimientos, esfuércense para que Dios los halle sin mancha y sin defecto, y en paz con él”.[5] ¿Qué vas a hacer?////.

joe  firma 3

 

Desde mi rincón de poder…y un poquito antes del retorno de Cristo…

Ubícame en la página web: www.poder1844.org, en el Facebook: http://www.facebook.com/poder1844, o en Twitter: https://twitter.com/joesaa

 


[1] Mateo 24.3 NVI

[2] http://sociedad.elpais.com/sociedad/2014/08/06/actualidad/1407315678_420031.html

[3] Ibid.

[4] Lucas 21.28 NVI

[5] 2 Pedro 3.11,12 NVI

 

RELACIONADO:

CICLO DEL ÉBOLA

1407595020_722065_1407595049_noticia_normal

SE OCULTÓ DE SU VISTA

“Habiendo dicho esto, mientras ellos lo miraban, fue llevado a las alturas hasta que una nube lo ocultó de su vista.” (Hechos de los Apóstoles 1.9, NVI)

avionYa es noticia mundial, la desaparición del Boeing B777-200[1] de la empresa de aviación Malaysia Airlines, con 227 pasajeros —incluidos dos bebés— y 12 tripulantes. Desde viernes a las 18:40 horas,[2] una hora después de haber despegado de Kuala Lumpur con destino a Pekín, permanece perdido, sin rastros de su paradero. Lo intrigante de todo esto es que no emitió ninguna señal de alarma ni se tiene constancia de malas condiciones meteorológicas en la zona o de un posible sabotaje, por lo que solo se conoce simples y hasta originales especulaciones. Sin embargo, la confusión sobre el destino que sufrió el avión del vuelo MH370, crece a medida que pasan los días y no aparecen los restos del aparato.avion perdido

En vista que los esfuerzos por ubicar a la nave han sido infructuosos, la compañía aérea Malaysia Airlines afirmó el martes que “los equipos de búsqueda y rescate han expandido el alcance más allá de la ruta de vuelo”.[3] “El foco está ahora en el oeste peninsular de Malasia y el estrecho de Malacca. Las autoridades están mirando la posibilidad de que se produjera un intento del vuelo MH370 de regresar a Subang (Malasia). Se están mirando todas las posibilidades”.[4] Eso incluye, desde este miércoles, también el mar de Andamán, al norte del estrecho de Malacca. El Gobierno ha solicitado la ayuda de India para ampliar la zona de búsqueda.

En los trabajos de localización y rescate, participan 10 países, con 42 barcos y 35 aeronaves. China —de donde son 153 de los 227 pasajeros— ha enviado cuatro barcos para colaborar en los trabajos de búsqueda, tiene otros cuatro de camino, va a añadir dos aviones, y ha desplegado 10 satélites. También va a buscar en tierra. Vietnam está mirando, igualmente, en sus junglas, zonas montañosas y cerca de las fronteras con Laos y Camboya.[5]

Por ahora, la verdad es que ante la falta de evidencias que puedan explicar la desaparición del aparato, las autoridades no han descartado ninguna posibilidad. Están investigando un posible sabotaje, un fallo mecánico catastrófico, un secuestro e incluso si alguno de los pasajeros o miembros de la tripulación tenía problemas psicológicos, que pudieran haber conducido a un suicidio. Sin embargo, mientras no sean localizados el avión y las cajas negras, cualquier conclusión sobre esta nave perdida no pasa se simples conjeturas. Lo cierto es que este avión está perdido, desapareció en el firmamento, nadie sabe qué le pasó. Solamente, entre los familiares de los pasajeros hay incertidumbre, tristeza y poca esperanza.

La historia de este avión perdido, puede ser una buena ilustración para nosotros que esperamos a la tripulación divina, con Jesucristo cómo capitán, y nuestros hermanos celestiales, los ángeles, en su viaje hacia la Tierra. Jesús mismo dijo: “En el hogar de mi Padre hay muchas viviendas; si no fuera así, ya se lo habría dicho a ustedes. Voy a prepararles un lugar. Y si me voy y se lo preparo, vendré para llevármelos conmigo. Así ustedes estarán donde yo esté”,[6] entonces Él está preparando el viaje de retorno, y cuando se dirija a la Tierra su llegada es inminente, con razón el texto mencionado empieza así: “No se angustien. Confíen en Dios, y confíen también en mí”,[7] porque vendrá, y nuestra espera no va a ser decepcionante. esperarPS

Jesús, después de su última comida con sus discípulos, se puso de pie y comenzó a explicarles sobre el poder del Espíritu Santo y el papel que ellos debían cumplir. Luego, mirando a sus más íntimos amigos, uno a uno, cómo un padre que debe partir y se resiste a dejar a los que ama “fue llevado a las alturas hasta que una nube lo ocultó de su vista”.[8]Entonces, solo una nube lo ocultó, no desapareció, ni se perdió en el firmamento, por eso los dos personajes vestidos de blanco que aparecieron mientras los discípulos no podían ver a su Maestro les dijeron: “Galileos, ¿qué hacen aquí mirando al cielo? Este mismo Jesús, que ha sido llevado de entre ustedes al cielo, vendrá otra vez de la misma manera que lo han visto irse”.[9] ¡Jesús volverá, esto es cierto!, y a su venida se “la llama la gloriosa aparición del gran Dios y Salvador nuestro Jesucristo. Su venida sobrepasa en gloria a todo lo que el ojo ha contemplado alguna vez. Su revelación personal en las nubes del cielo excederá por lejos a cuanto la imaginación haya concebido. Habrá un enorme contraste con la humildad que acompañó su primera venida. Entonces vino como el Hijo del Dios infinito, pero su gloria estaba oculta por el ropaje de la humanidad. Vino sin ninguna distinción mundana de realeza, sin ninguna manifestación visible de gloria; pero en su segunda venida desciende con su propia gloria y la gloria del Padre, y asistido por las huestes angélicas del cielo. En lugar de la corona de espinas que desfiguró sus sienes, lleva una corona dentro de una corona. Ya no está vestido con los vestidos de humildad, con la vieja capa real que le pusieron encima los que se burlaron de él. No; viene vestido con un manto más blanco que la nieve más blanca”.[10]

Mi hermano (a), Cristo no desapareció, ni se perdió en el firmamento, solamente una nube lo ocultó en su retorno a las moradas celestiales. Él viene por segunda vez, sabe la ruta, y los pormenores de este regreso nos lo revelan Las Escrituras. Por esto, no nos entretengamos por acontecimientos desalentadores, tanto dentro y fuera de la iglesia. El enemigo está desesperado y está empeñado en que la iglesia se equivoque, que camine por sendas oscuras, porque esto distraerá nuestro real foco de atención, y nos producirá desconcierto, dudas y acciones apresuradas. Es cierto que se vienen momentos muy complicados que probarán nuestra fe, las acciones que se avizoran dentro de nuestra iglesia van a sacudir a todo creyente sincero, pero las verdades cimentadas en la Palabra de Dios lo harán permanecer inconmovible y con la vista fija hacia el cielo, porque por allí vendrá el Salvador, a desenmascarar toda acción maligna.CONSUELO DAME EL .B.MEGF.DOM.19 JULIO 2009.worship

Cristo no se ha perdido, ¡Él viene por segunda vez! Escucha lo que le dijo a Pedro, porque también pensó en nosotros: “Pero yo he orado por ti, para que no falle tu fe. Y tú, cuando te hayas vuelto a mí, fortalece a tus hermanos”.[11] ¡Qué este mensaje halla fortalecido tu fe!////.

joe  firma 3

Desde mi rincón de poder…y un poquito antes del retorno de Cristo…

Ubícame en la página web: www.poder1844.org, en el Facebook: http://www.facebook.com/poder1844, o en Twitter: https://twitter.com/joesaa


[1] Vuelo N° MH370

[2] Sewgún el horario de España peninsular

[4] Ibid.

[5] Ibid.

[6] Juan 14.2–3 NVI

[7] Juan 14:1 NVI

[8] Hechos 1:9 NVI

[9] Hechos 1:11 NVI

[10] Elena de White, “En los lugares celestiales”, 359.

[11] Lucas 22:32 NVI

PREDICCIONES VERDADERAS

“Más tarde estaba Jesús sentado en el monte de los Olivos, cuando llegaron los discípulos y le preguntaron en privado: — ¿Cuándo sucederá eso, y cuál será la señal de tu venida y del fin del mundo?” (Mateo 24.3, NVI)

serpiente 2Hace un par de días atrás y por segunda vez en menos de una semana, las costas de California fueron testigos del hallazgo de una serpiente marina gigante. El animal, de más de 4 metros, es en realidad un pez remo – o regaleco – una especie muy poco estudiada porque vive en aguas muy profundas. El primer ejemplar hallado es más grande que el segundo, de tal forma que se necesitaron unas 20 personas para poder sacar sus 5,5 metros de longitud. Ésta serpiente marina fue hallada sin vida por una instructora de submarinismo en aguas de la bahía de Toyon, a unos 2 kilómetros de la costa de la Isla de Santa Catalina.

Este pez pertenece a la familia de los Regalecidae, y puede llegar a medir hasta 15 metros de longitud. Aunque vive en todas las aguas tropicales templadas del mundo, pocas veces ha sido visto porque vive a una profundidad de unos 1.000 metros. Estos ejemplares son delgados y aplanados y tienen bocas pequeñas y protuberantes. Su cuerpo no posee escamas, en lugar de esto están cubiertos con un compuesto de color plateado y consistencia viscosa.serpiente

La noticia del hallazgo de estas serpientes marinas, han dado la vuelta al mundo, sin embargo, no ha sido un impacto mundial por su rareza o sus características extrañas, sino por las teorías que han corrido en los últimos días por las redes sociales que aseguran que el avistamiento de un pez remo indica que se va a producir un terremoto, y la expectación ha crecido más al ser dos ejemplares vistos en una semana. Los comentarios en las redes sociales han provocado una “tormenta” en internet, dónde se puntualiza que este animal predice la llegada de un gran terremoto, y la gente ya empieza a preocuparse.

No obstante, toda esta predicción no debe alarmarnos, porque es inspirada en mitos y leyendas. Lo que debe llevarnos a prepararnos y tomar las cosas en serio, son las predicciones verdaderas del fin de los tiempos, y allí si habrán terremotos, pero por el inminente retorno de Jesús por segunda vez. Sus discípulos quisieron saber sobre las señales verdaderas por eso le preguntaron: “¿Cuándo sucederá eso, y cuál será la señal de tu venida y del fin del mundo?”.[1] Entonces, Jesús con una voz serena, les hace un resumen de las predicciones verdaderas del final de los tiempos, que se encuentran dispersadas en toda la Biblia: “Vendrán muchos que, usando mi nombre, dirán: ‘Yo soy el Cristo’, y engañarán a muchos. Ustedes oirán de guerras y de rumores de guerras, pero procuren no alarmarse. Es necesario que eso suceda, pero no será todavía el fin. Se levantará nación contra nación, y reino contra reino. Habrá hambres y terremotos por todas partes. Todo esto será apenas el comienzo de los dolores. Entonces los entregarán a ustedes para que los persigan y los maten, y los odiarán todas las naciones por causa de mi nombre. En aquel tiempo muchos se apartarán de la fe; unos a otros se traicionarán y se odiarán; y surgirá un gran número de falsos profetas que engañarán a muchos. Habrá tanta maldad que el amor de muchos se enfriará, pero el que se mantenga firme hasta el fin será salvo. Y este evangelio del reino se predicará en todo el mundo como testimonio a todas las naciones, y entonces vendrá el fin”.[2]

0603066Y estas predicciones no deben asustarnos, más bien, cómo dice el Apóstol Santiago: “Así también ustedes, manténganse firmes y aguarden con paciencia la venida del Señor, que ya se acerca”,[3] o cómo lo dijo Pedro: “Ya se acerca el fin de todas las cosas. Así que, para orar bien, manténganse sobrios y con la mente despejada”.[4]

Mi amigo (a) no te dejes llevar por predicciones falsas de cuentos y leyendas, más bien fíate de la Palabra de Dios. En ella vas a encontrar predicciones verdaderas que anuncian el final de todo lo que conoces. “Por eso, queridos hermanos, mientras esperan estos acontecimientos, esfuércense para que Dios los halle sin mancha y sin defecto, y en paz con él… puesto que ya saben esto de antemano, manténganse alerta, no sea que, arrastrados por el error de esos libertinos, pierdan la estabilidad y caigan. Más bien, crezcan en la gracia y en el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo. ¡A él sea la gloria ahora y para siempre!”.[5]////.

joe  firma 3

Desde la línea de batalla  y un poquito antes del retorno de Cristo…

Ubícame en la página web: www.poder1844.org, en el Facebook: http://www.facebook.com/poder1844, o en Twitter: https://twitter.com/joesaa


[1] Mateo 24:3 NVI

[2] Mateo 24:5-14 NVI

[3] Santiago 5:8 NVI

[4] 1 Pedro 4:7 NVI

[5] 2 Pedro 3:14,17,18 NVI.

VIDEOS RELACIONADOS:

NUESTRO VERDADERO HOGAR

“En el hogar de mi Padre hay muchas viviendas; si no fuera así, ya se lo habría dicho a ustedes. Voy a prepararles un lugar.” (Juan 14.2, NVI)

rodanteUnos 20 millones de estadounidenses viven en casas móviles, de acuerdo con los recientes datos presentados por el Censo de EE.UU. Las casas móviles representan el 6,4% del sector vivienda en EE.UU. Hay unos ocho millones y medio de ellas, ligeramente menos que en 2011, según los datos del censo. El número de habitantes no está registrado, pero se estima en torno a los 20 millones.

Según el Instituto de Casas Prefabricadas, cerca del 57% de los jefes de familias que viven en este tipo de viviendas está empleado a tiempo completo, mientras que un 23% está retirado. Pero el ingreso de estas familias está solo un poco por encima de la mitad del promedio nacional.

Virginia del Oeste tiene la tercera mayor proporción de tráileres en ese país. En las colinas cercanas al Río Shenandoah hay varios campamentos de casas rodantes, generalmente apartados de la vista detrás de las colinas o en recodos del camino.

Las 22 unidades del Parque de Casas Móviles Oak Heaven, a las afueras de Martinsburg están pulcramente ordenadas, con una separación de 15 metros entre ellas, anidadas frente a una iglesia bautista que se yergue en un extenso campo verde. Las casas de Oak Haven son verdaderos hogares que raramente se mueven, pero las primeras casas móviles eran fieles a su nombre y eran remolcadas frecuentemente.[1]

Sin embargo, estas casas móviles están relacionadas a la pobreza, porque su origen se remonta hasta la Gran Depresión de la década de 1930, que se inició en los Estados Unidos, y rápidamente se extendió a casi todos los países del mundo. Empujados por esta crisis es que la gente empezó a vivir en tráileres que eran diseñados para vacacionar por necesidad. Sobre este punto, Andrew Hurley, autor de Diners, Boliches y Parques de Tráileres, dice: “Los americanos que fueron afectados por esta crisis económica empezaron a hacer de estas pequeñas unidades móviles sus hogares”. Además añade: “Empezaron a estacionarlas en las afueras de las ciudades y ahí fue cuando empezaron a asociarse con la clase trabajadora y los más pobres”.

Producto de ello, se produjo una discriminación institucionalizada, cuando los préstamos hipotecarios federales les eran negados a dueños de casas móviles, mientras que las leyes de zonificación forzaban que ese tipo de comunidades se establecieran en las afueras de ciudades y pueblos. En definitiva, hasta hoy estas viviendas rodantes están relacionadas a las personas con necesidades y que no tienen un lugar apropiado para vivir. Aunque tomando esta ilustración, los que aceptamos las verdades de las Escrituras, creemos que nuestras viviendas también son temporales, que estamos de paso por esta tierra y que nos dirigimos a nuestro verdadero hogar, por eso el apóstol Juan, nos recuerda lo que dijo Jesús: “En el hogar de mi Padre hay muchas viviendas; si no fuera así, ya se lo habría dicho a ustedes. Voy a prepararles un lugar”. Y al llegar a ese lugar, recibiremos un título de propiedad, para nunca más andar errantes.

rodante 2Es penoso ver a tantas personas sin hogar, sobreviviendo cada día. Esto me recuerda a una noche que paseaba por la plaza principal de una gran ciudad sudamericana, allí observé a varias personas que llegaban con cartones y plásticos y se ubicaban debajo de los techos de las casonas antiguas que rodeaban esta plaza. Estos indigentes acomodaban sus cartones para pasar la noche, porque no tenían un hogar donde reposar. Al día siguiente, muy de mañana, antes de que los guardias los desalojen, se levantaban, doblaban sus cartones y salían para sobrevivir un día más. Sin embargo, es más triste saber que muchas personas ignoran que también están de paso por este mundo, viven sin futuro, sin sentido, y desconocen que todo lo que les rodea será destruido. El apóstol Pedro nos dice: “Y ahora, por esa misma palabra, el cielo y la tierra están guardados para el fuego, reservados para el día del juicio y de la destrucción de los impíos”.[2] Pero la esperanza es que, si entendemos que estamos de paso, que somos extranjeros en este mundo, muy pronto nuestros propios ojos verán el cumplimiento de estas promesas: “Después vi un cielo nuevo y una tierra nueva, porque el primer cielo y la primera tierra habían dejado de existir, lo mismo que el mar. Vi además la ciudad santa, la nueva Jerusalén, que bajaba del cielo, procedente de Dios, preparada como una novia hermosamente vestida para su prometido.  Oí una potente voz que provenía del trono y decía: «¡Aquí, entre los seres humanos, está la morada de Dios! Él acampará en medio de ellos, y ellos serán su pueblo; Dios mismo estará con ellos y será su Dios. Él les enjugará toda lágrima de los ojos. Ya no habrá muerte, ni llanto, ni lamento ni dolor, porque las primeras cosas han dejado de existir»”.[3]

0505035Mi amigo(a), solo quería recordarte que estamos de paso, que nuestras casas son temporales, que muy pronto podremos recibir una herencia como hijos de Dios, que es un lugar eterno, propio y con la mayor bendición de morar a lado del Creador de todo. No te quedes amarrado al itinerario del mundo, no te comportes como un habitante más de este mundo de pecado, ni practiques sus costumbres, más bien levanta la cabeza, allí en el horizonte, muy cerca está nuestra patria, nuestra ciudadanía, nuestro hogar. Nuestra ciudad, no se compara a ninguna ciudad del mundo, y ni siquiera las descripciones del apóstol Juan, nos puede mostrar la realidad de su belleza, será mejor contemplarlo con nuestro propios ojos, pero mientras llegamos imaginémoslo: “La calle principal de la ciudad era de oro puro, como cristal transparente. No vi ningún templo en la ciudad, porque el Señor Dios Todopoderoso y el Cordero son su templo. La ciudad no necesita ni sol ni luna que la alumbren, porque la gloria de Dios la ilumina, y el Cordero es su lumbrera. Las naciones caminarán a la luz de la ciudad, y los reyes de la tierra le entregarán sus espléndidas riquezas. Sus puertas estarán abiertas todo el día, pues allí no habrá noche. Y llevarán a ella todas las riquezas y el honor de las naciones”.[4] ¡Prepárate!////

joe  firma 3

Desde la línea de batalla  y un poquito antes del retorno de Cristo…

Ubícame en la página web: www.poder1844.org, en el Facebook: http://www.facebook.com/poder1844, o en Twitter: https://twitter.com/joesaa


[2] 2 Pedro 3:7 NVI

[3] Apocalipsis 21.1–4

[4] Apocalipsis 21.21–27 NVI

CARA A CARA

“Ya no habrá maldición. El trono de Dios y del Cordero estará en la ciudad. Sus siervos lo adorarán; lo verán cara a cara, y llevarán su nombre en la frente” (Apocalipsis 22:3,4 NVI)

Imagínese por un momento que usted recibe una invitación para visitar la casa de gobierno de su país. Si tienes una familia, todos los miembros de ella están invitados. El mismo presidente de tu nación te ha pasado el convite, y te espera el próximo fin de semana. ¿Qué harías?, recuerda que te vas encontrar cara a cara con tu presidente, con la primera dama y los hijos de estos.  Y hablando de tu familia ¿se comportarían bien tus hijos? Creo que a partir de ese momento empezarían unos días de preparación y tensión por la espera.Saber-Esperar

En los Estados Unidos, el presidente y su familia, tienen la costumbre de invitar a ciudadanos de todos los niveles sociales a pasar una velada con ellos en la Casa Blanca, y muchos de los invitados se preocupan porque quieren dejar una buena impresión a la familia presidencial. Para aprender a estar cara a cara con el presidente de los Estados Unidos recurren a Crystal L. Bailey, una empleada del Departamento de Justicia que en las tardes dicta clases privadas de etiqueta, especialmente a los hijos de la élite de la capital de Estados Unidos.

Ya sea en casas, en restaurantes o incluso en hoteles como el pomposo Ritz Carlton, Bailey se dedica a enseñarles a los pequeños -que tienen desde 3 años en adelante- todas las reglas básicas de comportamiento para que dejen la mejor impresión (de ellos y de sus padres) si se topan con alguna figura relevante del mundo político y empresarial de Washington.

Esas reglas incluyen desde elementos básicos como un apretón de manos perfecto hasta temas un poco más complejos como los pasos para doblar una servilleta de tela o la etiqueta necesaria para tomar té y comer galletas en vajilla de porcelana. La sesión se llama una “Clase de Etiqueta para Jóvenes Diplomáticos: Una tarde de elegancia”.[1]

joaoEl curso comienza con una lección para presentarse: no sólo qué decir de ellos mismos, sino cómo convencer con la mirada, cómo mantener la postura y cómo apretar la mano con la intensidad perfecta, sin que sea demasiado fuerte ni demasiado suave. Todos se sientan y Miss Bailey distribuye unos cartones de bingo. Es hora de aprender, con un juego, los modales en la mesa: por qué es importante quitarse el sombrero a la hora de cenar, cómo doblar la servilleta de tela en el regazo o a qué volumen poner la música que ambientará la velada. Los niños reciben, entonces, una vajilla de porcelana, que deben ubicar adecuadamente sobre la mesa, con la cantidad ideal de cubiertos de plata y una servilleta que aprenden a doblar en forma de cono de helado. Luego, con la mesa puesta, reciben indicaciones sobre cómo servir el té sin hacer ruido, cómo tomar la taza sin levantar el meñique -algo que creen es señal de elegancia hasta que Crystal los corrige- y hasta cómo comenzar charlas triviales mientras disfrutan del té. “Uno no se imaginaría a los niños sentados alrededor de la mesa tomando té”, dice Crystal, “pero muchas de estas personas están en circunstancias únicas, así que es importante que tengan buena etiqueta”.[2]

Las clases de Bailey no son las únicas lecciones de etiqueta que se ofrece en Washington y sus lecciones tampoco son exclusivas para el mundo político y empresarial. En la capital de los Estados Unidos varios profesionales de etiqueta ofrecen sus servicios para enseñar a los ciudadanos a comportarse de la mejor manera cuando se van a encontrar a cara a cara con una personalidad importante.

0603066Si las personas se preparan con anticipación, gastan dinero y tiempo para estar listos para un encuentro con personas importantes, pero simples seres humanos, ¡cuanto más nosotros deberíamos prepararnos para encontrarnos cara a cara con el  gobernante más poderoso del Universo, Jesucristo! Él te hace una invitación no solo a cenar una noche, sino a vivir en su casa, y no solo te espera sino que viene a recogerte. Lee la invitación que te hace: “No se angustien. Confíen en Dios, y confíen también en mí. En el hogar de mi Padre hay muchas viviendas; si no fuera así, ya se lo habría dicho a ustedes. Voy a prepararles un lugar. Y si me voy y se lo preparo, vendré para llevármelos conmigo. Así ustedes estarán donde yo esté”.[3]

Con razón el mismo Juan, autor del evangelio que lleva su nombre, y donde está escrito la invitación que leímos, en otro de sus libros, el Apocalipsis, reitera con más detalles la invitación que tenemos para ver cara a cara a nuestro Dios: “Luego el ángel me mostró un río de agua de vida, claro como el cristal, que salía del trono de Dios y del Cordero, y corría por el centro de la calle principal de la ciudad. A cada lado del río estaba el árbol de la vida, que produce doce cosechas al año, una por mes; y las hojas del árbol son para la salud de las naciones. Ya no habrá maldición. El trono de Dios y del Cordero estará en la ciudad. Sus siervos lo adorarán; lo verán cara a cara, y llevarán su nombre en la frente. Ya no habrá noche; no necesitarán luz de lámpara ni de sol, porque el Señor Dios los alumbrará. Y reinarán por los siglos de los siglos. El ángel me dijo: «Estas palabras son verdaderas y dignas de confianza. El Señor, el Dios que inspira a los profetas, ha enviado a su ángel para mostrar a sus siervos lo que tiene que suceder sin demora»”.[4] ¡Amén!,  el día de la invitación está cerca, no demora, tenemos que estar listos.0508062X2

Mi amigo (a), la invitación del Señor está en tus manos, el día de verlo  cara a cara está cerca, ¿qué estás haciendo para que ese día no te llegue de sorpresa? Si lo humanos se preparan para ver a otros humanos, ¿cuánto más nosotros deberíamos prepararnos para que ese día sea de bendición y recompensas prometidas? Hagamos caso al apóstol Santiago que nos dice: “Por tanto, hermanos, tengan paciencia hasta la venida del Señor. Miren cómo espera el agricultor a que la tierra dé su precioso fruto y con qué paciencia aguarda las temporadas de lluvia. Así también ustedes, manténganse firmes y aguarden con paciencia la venida del Señor, que ya se acerca”.[5] Mi casa y yo hemos decido prepararnos ¿y tú?////.

joe  firma 3

Desde la línea de batalla  y un poquito antes del retorno de Cristo…

Ubícame en la página web: www.poder1844.org, en el Facebook: http://www.facebook.com/poder1844, o en Twitter: https://twitter.com/joesaa